matriztica-parque-01

Entrevista a Humberto Maturana, premio Nacional de Ciencias

Es uno de los científicos chilenos más destacados e internacionales. Biólogo y epistemólogo, comenzó su carrera estudiando Medicina en la Universidad de Chile, pasando después por la University College London gracias a una beca de la Fundación Rockefeller y por la Universidad de Harvard, donde obtuvo su doctorado en Biología.

Sus postulados han traspasado las disciplinas propias en las que trabaja, llegando a abarcar la PSICOLOGÍA, la EDUCACIÓN, incluso la POLÍTICA. Concretamente, revolucionó el mundo de la ciencia con su teoría biológica del conocimiento que él mismo explica a continuación. En la actualidad se desempeña como docente en el Instituto de Formación Matríztica, del que es fundador, donde intenta explicar junto a sus colegas las experiencias desde las experiencias. Y, además de lo anterior, concede entrevistas para tratar de motivar con su ejemplo a futuros científicos. Hablamos de Humberto Maturana Romesín (Santiago de Chile, septiembre de 1928), Premio Nacional de Ciencias de 1994.

Humberto Maturana

Cuando era niño, ¿qué hecho motivó o de qué manera surgió su interés por la ciencia?

Mi madre apoyó siempre mi curiosidad de niño por los animales y las plantas, y por como estaban hechos. Respetó mis preguntas por la vida y la muerte.

¿Por qué decidió estudiar Medicina? ¿Y después Biología?

Yo quería estudiar Biología, pero en esa época (1948) no era posible hacerlo fuera de las profesiones médicas y docentes. Por ello entré a estudiar Medicina primero y acepté luego una beca para ir a Inglaterra a estudiar Anatomía y después a USA a estudiar Biología en Harvard.

¿Cómo resumiría su experiencia instruyéndose en el extranjero, especialmente en Harvard?

Fue una buena experiencia, sobre todo porque actué siempre bajo la tranquilidad de confiar en mi mismo sin pretensiones ni arrogancia, reconociendo que todo lo que había aprendido y vivido en Chile e Inglaterra sería mi verdadera riqueza intelectual para todo lo que venía o vendría después.

¿Qué significó para usted recibir una candidatura al Nobel? ¿Y el Premio Nacional de Ciencias en 1994?

Yo no creo el cuento de que fui propuesto para el Nobel. Ese cuento es apócrifo. Nuca supe nada de ello si es que sucedió. Los premios son regalos que nos hacen quienes nos quieren y respetan, no tienen nada que ver con merecimientos. Para mí el Premio Nacional de Ciencias fue un regalo maravilloso pues mostraba que mis colegas me querían y respetaban como persona y como científico.

¿Quiénes son aquellas musas o genios que han inspirado su quehacer?

Las musas siempre son íntimas pues tocan el alma, los genios inspiradores son íntimos también pues tocan el intelecto, y he tenido muchos de ambos. Su presencia está en comentarios o sugerencias que hacen muchas veces tal vez sin saberlo. “Hazlo tú mismo”, “tú estas tocado por el espíritu”, “te amo así”, “si quieres decir algo nuevo tienes que cambiar el lenguaje”, “¿y por qué tendría que ser así? …

¿Cómo explicaría a los lectores, sobre todo a los más jóvenes, qué es la Biología del Conocimiento?

La Biología del Conocimiento aparece en el momento en que uno quiere explicar el conocer como un suceder biológico, y uno deja de tratarlo como un tema de la Filosofía. En el momento en que uno hace eso y un busca los “sucederes” biológicos (esto es, los “sucederes” del vivir cotidiano), que ocurren en las situaciones en que decimos que sabemos o conocemos, que otros saben o conocen, todo aparece en su simpleza fundamental y sólo tenemos que seguir las consecuencias de ello. “¿Sabes como hacerlo papá?”

¿Qué le llevo a indagar sobre el amor? ¿Hay alguna motivación poética o romántica detrás?

Ni la poesía ni lo romántico, sino de la pregunta “¿cómo debe haber sido el convivir de modo que surgiese el lenguaje como un aspecto del convivir sin propósito o intención orientadora en un convivir sin lenguaje?”; “¿Cuál es la emoción que hace eso posible?”. Y las respuestas se hacen aparentes si uno mira sin supuestos ni prejuicios como sucede ahora con el bebé en la relación materno-paterno infantil. Piénsenlo. Si saben mirar verán el convivir en el amar y la ternura.

Humberto Maturana

¿En qué se encuentra trabajando actualmente?

En la Escuela Matríztica de Santiago lo que nos ocupa son las preguntas: “¿Cómo es que a las personas nos importa lo que le sucede a otras personas?”; “¿Cómo es que a veces cultivamos la discriminación y la agresión?”; “¿Es esto un tema de la Filosofía, la Política, la Religión o la Biología?” Este centro lo fundamos con mi colega Ximena Dávila y nuestros colaboradores con quien desarrollamos y seguimos las consecuencias de lo que mencioné más arriba, en un ámbito que hemos llamado Biología-Cultural.

En otras entrevistas se deja entrever que en su faceta como profesor buscaba enseñar de una manera lúdica, desde la experiencia. ¿Opina que falta un poco de eso en la enseñanza primaria?

La gran riqueza de cada persona es su historia, cualquiera sea su edad y su circunstancia. Lo que frecuentemente los profesores y profesoras hacemos es no respetar esa historia en nuestros alumnos, cualquiera sea su edad y origen. El abrirse a la experiencia es respetar esas historias. Eso es lo que yo hacía. Falta mucho de ese respeto y aprecio por la riqueza fundamental con que los niños llegan al jardín, la escuela o la universidad.

¿Qué cualidades cree que han de tener o trabajar los futuros científicos?

Respetarse a sí mismos y a los otros, sabiendo que todos somos ignorantes de casi todo y siempre los otros nos enseñan con su vivir. No es el acuerdo lo fundamental, es la colaboración en la reflexión y el mutuo respeto.

¿Qué temáticas a su parecer van a ser las más importantes a abordar por la ciencia en los años venideros?

La sobrepoblación, la arrogancia del deseo de crecer y enriquecerse independientemente del costo, y la armonización de la antroposfera y la biosfera.

Laura De Las heras

Periodista. Fue la primera Editora en Jefe de Revista Ciencia Joven, entre 2012 y 2013.

Related Posts

RCHN_old
115 años Revista Chilena Historia Natural
kimlunianos-1024x768
Kimlu Campamento Científico: Experiencias para toda la Vida
4257968097_0c619748cf_b
El inicio de una nueva senda
philip_bond_science
Un año de Ciencia Joven
NYSC-2
Crónica de Vida: Mi camino en la Ciencia
20091125_1333-1024x664
Cuando la ciencia se convierte en destino: Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia
DSCF0388-1024x576
2012: Año Internacional de la Energía Sostenible para Todos
 
Crean minisubmarino para explorar el fondo del mar online
 
Ganadores reconocimiento Ciencia Joven 2012
 
Programa “Tecnociencia” prepara nueva temporada en Canal 13
 
Jóvenes pueden aprender ciencia mediante cómic on-line
 
Alumno de Antofagasta obtuvo el segundo lugar en el Campeonato Mundial de Microsoft Office
 
¡Nuevo libro de astronomía para niños y jóvenes!
 
Alumni de Kimlu 2012 visitó la Antártica tras ganar cita de investigación escolar

Leave Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *